9 de abril de 2017

Kryon por Lee Carroll - Sorpresas en la Nueva Energía - Regina, Saskatchewan, Canadá, el 1 de abril de 2017


 

Canalización de Kryon por Lee Carroll -
 Sorpresas en la Nueva Energía

Saludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.


El punto crucial de la enseñanza de hoy se lo he dado a mi socio, para que pudieran preguntar: "¿Es posible que esta nueva energía, esta nueva consciencia, todas estas cosas de las que hemos estado hablando, también involucren a todo el planeta?" La energía de la Tierra, la Física que conocen, el esoterismo en que creen, los angélicos de los que dependen - la respuesta es sí. Todas las cosas y todos están involucrados en esto que es el mayor cambio que la humanidad haya iniciado. Y lo enfatizo nuevamente: "iniciado". Allí es donde están; en el esquema de cosas, queridos, la consciencia no es algo que cambie en forma instantánea. Sucederá en diferentes formas, de distintas maneras, en distintas culturas - y requiere tiempos distintos.


Sentados allí, escuchando esto, en su cultura, pueden estar ya experimentando esto mismo; en otras, puede que no lo experimente la primera generación. Una se convierte en catalizadora para la otra, y típicamente, habrá en el planeta quienes reciban cosas para ayudar a otros.

El cambio es real. Algunos de los que escuchan todavía se lo preguntan. Me gustaría decírselo. A este mensaje en particular lo llamaré "Sorpresas en la Nueva Energía".

Empezaremos diciendo que hay algunos que, inexplicablemente, recién despiertan; los que escuchan estos mensajes, que se están publicando desde 2005, y los encuentran novedosos. Por primera vez, sin un libro, se tropiezan con este mensaje y están escuchando ahora. Entonces, querido, te digo a ti, "¡Bienvenido! No es por accidente que tus oídos oyen este mensaje para ti." ¿Por qué de pronto estarías interesado en este mensaje? Parece como si casi hubiera un programa de aceleración para algunas personas, que nunca jamás escucharían algo como esto, y ahora lo están haciendo voluntariamente sin nadie a su alrededor. ¿Hay algo aquí? Claro que lo hay.

Querido, si eres uno de los que están despertando ahora de muchas maneras, te decimos que esto es lo que la energía crea. Literalmente afecta tu akash; empiezas a despertar a un propósito que nunca antes pensaste que tenías. Empiezan a ocurrirte cosas, ¡cosas hermosas! "¿Hay más?" ¡Hay mucho más! "¿Hay un sistema que me he pasado por alto? ¿Qué se está diciendo de esto, quién está hablando?" Y luego está esa integridad que empieza a decirte que lo que oyes es correcto, o equivocado. ¿El mensajero estará tratando de venderte algo? ¿Estará tratando de que hagas algo? Este mensajero de Kryon está tratando de decirte que eres amado más allá de lo que tú crees por una Fuente Creadora que has llamado Dios. La Tierra conoce esa Fuente, lo singular de Dios, la unicidad de Dios, pero no sabe que hay una belleza de benevolencia que existe y conoce tu nombre. Ese es el mensaje. Y que algo grandioso ha ocurrido en el planeta, algo que predijeron los antiguos; no por los actuales, no por tus escrituras, sino por los antiguos; eso es lo que está sucediendo. Cosas que encontrarás en los calendarios antiguos, y en las escrituras en muros, en labios de los ancianos que recuerdan lo que se les enseñó. Un tiempo de grandes decisiones; un tiempo de gran luz y oscuridad, un tiempo de no sentarse en la cerca a mirar. Un tiempo de verdad; un tiempo de percepción conciente y despertar. Y cada ser humano tendrá la opción de aceptarlo, de verlo, o simplemente seguir por el camino que estaba transitando.

Pero los que primero lo verán, los que escuchan este mensaje y se preguntan por qué, son los que han estado en este planeta durante eones, son las almas antiguas. Tu alma está viajando por la vida. El alma es eterna; nunca muere. Viene y se va, viene y se va, en diferentes épocas y situaciones, culturas, cuerpos, géneros, y aprende cosas a medida que avanza.

Alma antigua, esta es la época para la cual planeaste, ya sea que lo sepas o no. Tal vez ahora haya misterio para ti: ¿Qué es esto? ¿Qué es lo que se está diciendo? Y entonces, para ti decimos: tómalo despacio, escucha cuidadosamente, y percibe la verdad.

Pero los antiguos sabían que la consciencia humana algún día despertaría a una ética más alta, mucho más elevada. El comienzo se daría con las almas antiguas que habían estado más tiempo en el planeta y estarían equipadas, es decir tendrían la experiencia, como para ver lo que era. Es una vía acelerada de aprendizaje, asistida por las cosas que hemos canalizado que están sucediendo, que la misma Tierra y todo lo que en ella está saben quiénes son ustedes, y qué está pasando, y que hay procesos en marcha que harán este despertar mucho, mucho más fácil. Porque los procesos cancelarán la oscuridad, harán esto incómodo para quienes solo quieren oscuridad en sus vidas. Y eventualmente eliminarán lo que ustedes considerarían perverso. Aquí es donde están; en el comienzo.

El segundo tipo de persona es al que me quiero dirigir ahora: el alma antigua, que sabe esto, que ha estado escuchando durante años, que lo esperaba, y que ahora tiene problemas con esto. Problemas en la Nueva Era, podríamos decir. Y las razones se han comentado una y otra vez, pero quiero dar algún consejo. Unas pocas sugerencias que tal vez no hayan oído antes. Un repaso. Y luego algunas cosas nuevas.

Primero quiero tomar un momento: hace 28 años la bola estaba rodando hacia esto. Yo vine en 1989. Los cambios políticos en el planeta eran enormes, empezaban a cambiar el futuro. Mi socio no era muy receptivo y requirió años para llegar al punto en que pudiera escribir algo que se pudiera entender. En ese punto del tiempo, podrían decir, Kryon ¿llegaste a pensar que alguna vez estarías hablando del cambio? ¿Sucedería?

Yo he visto esto antes. Sabía que habría quienes no lo aceptarían, pero quiero contarles cómo me siento. Hay emoción del otro lado del velo; es compasión, es amor, es celebración. Es puro, absolutamente puro. Algunos han estado en el éxtasis de Dios y por eones hablaron de eso. Ustedes los ven, están pintados, sus ojos vueltos hacia arriba, y tienen a Dios en su interior y están rodeados de luz. Así me siento. Estar aquí, sentados, habiendo pasado ese marcador y en camino hacia algo grandioso, sabiendo por adelantado que habrá dudas en el futuro porque darán dos pasos adelante y uno hacia atrás, y sin embargo, no se puede detener esa bola que va rodando hacia una Tierra graduada acelerada, una alta consciencia, a un ritmo que será decisión de ustedes y en su propio nivel. Pero rodará más rápido, querida alma antigua, si me escuchas ahora.

Algunos de ustedes han estado en esto que llaman metafísica la mayor parte de su vida. A ellos me dirijo. El que recién están despertando, que no está en esto, no tendrá las cuestiones que tendrán ustedes, ninguna. Todo será nuevo. Tendrán que tomar decisiones, y no tendrán que des-aprender ninguna cosa que hayan aprendido. Ustedes sí. Y la cosa más difícil es ese prejuicio que ustedes cargan, que les dice que ustedes saben cómo conectarse con Dios.

Hemos hablado de esto antes, les hemos dado metáforas, pero no lo hemos discutido realmente con esta terminología. ¿Qué van a hacer cuando lo pierdan? Sanador, ¿me estás oyendo? Lector, ¿estás escuchando? La conexión es lo que han sentido en el pasado. Saben que están conectados, ¡pueden sentirlo!

Otra vez vuelvo a las pinturas: la columna de luz que baja, tus ojos vueltos hacia arriba, es como si miraras a los ojos a un ángel, lo sientes. Toda tu estructura celular vibra e irradia, "¡Estoy conectado!" Y allí es cuando llegan las epifanías, y los bellos sueños, los escritos, las profecías, el júbilo. Y entonces llega el 2012, y estás allí sentado, con los ojos vueltos hacia arriba, y no hay luz. Y no hay ninguna cosa que te dé una indicación de estar conectado en absoluto; nada.

Hemos discutido esto antes, y dices: está cerrado. Y no se cerró; simplemente se movió. Pero el sesgo que llevas es "Esto es lo que hice siempre. Volverá. Las cosas se acomodarán. Volverá." No, queridos; se ha movido. Se ha movido hacia una frecuencia más alta, a un nivel más alto. Se movió a una fuente de luz más elevada, se movió un poco hacia allá. No demasiado lejos, apenas allá. Y sin embargo el sesgo del ser humano dice, "Dios es el mismo hoy, ayer, y para siempre, por lo tanto Dios será el mismo." Y esta es la verdad: Tienes razón, pero otra vez te decimos que son los seres humanos los que han cambiado, su relación con Dios. Por lo tanto, muévete hacia allá, porque se espera que vibres más alto, que sientas eso que dice que puedes entrar en la luz; el antiguo lugar al que llegabas ahora es viejo, no se corresponde con tu magnificencia. ¡Levántate! ¡Muévete! ¡Entra en la luz!

Podrías decir, describir, que la frecuencia de la conexión se movió. Podrías decir que es más alta. Yo digo que es diferente. Tenías lo que yo llamaría una frecuencia muy identificable y tridimensional con la que sintonizabas y sentías el éxtasis de Dios. De pronto, hay capas. De pronto hay multidimensionalidad. De pronto es en colores, en lugar de un solo amarillo. ¡La luz resuena ahora de modo muy diferente! Y tú aún te sientas en el mismo lugar, literalmente en la oscuridad, porque no te quieres mover.

Hay quienes dicen, "Está bien. Está bien, Kryon, entiendo. ¿Cómo lo hago?" Déjenme preguntar: ¿Cómo lo hicieron la primera vez? ¿Saltaron a través de aros? ¿Treparon escaleras? ¿Tuvieron que tomar lecciones? La respuesta es ¡no! Solamente se sentaron y entraron en un espacio que decía: "Querido Espíritu, ¡aquí estoy! ¡Hablemos!" Hicieron la invitación, y durante cierto tiempo esto es lo que ocurría. Luego la conexión fue más frecuente. Si eres un meditador, lo sabes. Entras en un cierto espacio, literalmente, en el que flotas. Todo está allí, cae en su lugar. Te pregunto: ¿qué tienes que hacer para llegar allí? La respuesta es: solamente esperarlo. ¡Esa es la respuesta!

Número 1. lo repetiremos: entiende que se ha movido. Entiende que no hiciste nada malo, y que esta nueva energía es incómoda para algunos de ustedes porque simplemente no están consiguiendo eso. Todavía te sientas en ese lugar esperando que ocurra la misma cosa. Es que se volvió más grande. Tú también, solo que todavía no te emparejaste.

Entonces, ¿cómo lo haces? Haces lo mismo de siempre. En primer lugar, cambia tu posición. No consideres que todavía está donde estaba. Ve a otro lugar, tal vez incluso cambia la silla. Haz todo lo que puedas para decirle a tu Innato: Me estoy preparando para algo distinto. Luego, cuando estás sentado allí, haz lo mismo que hacías antes, "Querido Espíritu, estoy aquí en mi magnificencia, tengo a Dios en mi interior, y estoy listo para la conexión." Y con el tiempo, queridos, llegará a ustedes. Es casi como emparejar fuentes de luz. Pero en tanto esperes que tu luz esté en otro lado, no va a suceder. Este es el primer paso.

Segundo paso; ni siquiera lo llamarías un paso. No decidir por adelantado cómo se va a sentir. Crees que lo sabes, ¿no? Podrías decir: "Me he conectado durante 50 años con el Espíritu" o 30, o 20, o 10. "Soy un sanador, sé cómo se siente estar conectado." No, no lo sabes. Sabes cómo estar conectado marginalmente, no tienes idea de cómo es estar conectado. Eso es lo que se ofrece. No decidas por adelantado qué estás buscando. En cambio, te colocas en esta luz purificada que no puedes ver, que todavía no has experimentado realmente, y dices: "Querido Espíritu, aquí estoy. Empareja mi luz con la tuya." Y luego no esperes algo que tuviste antes.

No es que te vaya a abrumar de emoción, querido; tal vez la primera lo hizo. Ahora te va a abrumar con la Verdad, y sabiduría, y pertinencia, ¡como una llave en la cerradura! ¡Allí estás! Y vas a decir: "¡Esto es bueno!" Lo sentirás en tu corazón, no de manera abrumadoramente emocional, sino de una manera que dice: "Estoy conectado". Es difícil describir la diferencia entre la euforia y el estar conectado. Una es una emoción, y realmente es prácticamente en una sola dirección. Pero la llave en la cerradura, la conectividad real, es realmente una calle de ambas direcciones. Se te dan respuestas, se te da sabiduría, todas estas cosas.

Quiero hablarles a algunos de ustedes; yo sé quién está escuchando esto. Esto no es necesariamente para esta audiencia. Yo sé quién está escuchando. Quiero hablar a la persona mayor, que se ha dado por vencido. Ahora sabes que te he identificado, ¿no? Dices, "Es demasiado problemático. Soy criatura de viejos hábitos. He estado haciendo esto por tanto tiempo que no estoy realmente seguro de poder cambiar". Y cuando dices eso, cuando tu cuerpo lo oye, hay un enorme entorno, vestido en atuendos formales, esperando la fiesta para cuando encuentres la energía que está apenas a un paso de distancia. ¡Tienes tanta ayuda! Si simplemente la reconocieras, "Continuaré". Y va a ser mejor que nunca.

Algunos de ustedes se han alejado y le han dicho a su psiquis y a su Innato que están asustados y preocupados porque no lo pueden volver a encontrar. ¿Sabían que esto es una invitación a la enfermedad en su cuerpo? Porque si no se van a parar en la luz, queridos, ¿para qué existir, siquiera? Podrías incluso renunciar a tu vida. Pasaste tanto tiempo comprometido en una vida que no puedes simplemente cruzar este puente, y te das por vencido. Eso es una invitación al desequilibrio. Tú sabes algo mejor. Sabes algo mejor. Estamos todos allí, vestidos en atuendos formales, esperando que se encienda la luz y que llegues y nos conectemos de una manera que nunca lo hiciste antes, y que sigas adelante. Eso es para la persona mayor que se da por vencida.

Estar incómodo en esta nueva energía es muy común en todas las almas antiguas, porque ahora deben soltar el equipaje; esa es la otra cosa. ¿Qué es lo que acarreas, y crees que necesitas? La protección, la limpieza, lo que sea, ya te dijimos antes: ¡Esto es nuevo! ¡No puedes seguir llevando tu aceite para lámparas, cuando tienes electricidad! Y algunos de ustedes hacen eso. Es peligroso, puede incendiarse... (se ríe). ¿Lo entienden? Es peligroso llevar el equipaje viejo a la nueva energía, porque siempre lo usarás como una muleta; esperarás que haga esto o aquello, cuando ya no hace nada. Tu luz en esta nueva energía es tan inmensa que ya no necesitas ni electricidad ni aceite de lámpara. Todo lo que necesitas es a ti mismo, y una comprensión de que finalmente estás conectado de una forma que soñaste. ¿No has tenido sueños en que estabas conectado? ¿No los has tenido con esa columna de luz pasando a través de ti? Ahora sabes que te hablo a ti, ¿verdad? Yo sé quién está aquí. Una columna de luz; y despiertas del sueño y dices, "¿No sería lindo?" ¡Es lindo! Bienvenido a la nueva energía. Porque ese eres tú. Eso fue una predicción de ti en esta energía. La luz es esotérica, no puedes medirla; no realmente. No todavía. Pero los que pueden sentirla son los que se te opondrían, porque ya no hay oposición para esa clase de luz. La tuya. Tienes sabiduría, poder; el poder de la verdad y el conocimiento. El conocimiento que eventualmente creará una civilización que nunca irá a la guerra consigo misma. Ese eres tú.

Si te conectas, tu salud empezará a corregirse. Cuando se logra la conectividad, lo que trae es el equilibrio. Quiero contarte algo. Todos los presentes necesitan oír esto. Si te conectas, el Innato en tu cuerpo empezará a limpiar todo lo biológico. Se trata de limpiar el cuerpo con compasión, comprensión y verdad. Cuando desaparecen tus niveles de estrés al grado que ya no se pueden medir. Cuando la enfermedad fluye hacia afuera de ti, en lugar de hacia ti. Cuando puedes ir a caminar en lugares oscuros y no tener miedo, porque llevas tu propia luz. Cuando desaparece el miedo a lo que podría desequilibrarte, porque sabes que ya no es tuyo, ya no te corresponde.

Hay algunos en el salón que realmente han aceptado la enfermedad, al punto de decir: "Tengo esto." ¿Alguna vez han pensado en lo que su cuerpo oye cuando dicen: "Tengo esto" y nombran algo? Lo acaban de asumir, reconocer, y su cuerpo lo ha oído. Eso es peligroso. Alma antigua, vigila lo que dices. "Tengo magnificencia. Tengo luz. Estoy resolviendo el rompecabezas para eliminar esto. Estoy en el proceso de limpiar esto." Nunca digas "tengo esto" y nombres una enfermedad, o una cuestión, o un problema, porque tu Innato está tan atento en este momento a las órdenes que le das, es casi como si estuviera escuchando cada palabra que le dices a todos.

Es hora de que reclames esa magnificencia; va a ayudarte a conectar. Créeme, estás empezando a encender tu luz.

Es el comienzo. Es la razón de que yo esté aquí. La transición es dura, solo porque el sesgo data de eones de ser de cierta manera, y ahora no. Ese es el mensaje de hoy. Oh, hay más, mucho más.

El aceite, el catalizador, la cosa que lubrica las ruedas de todo esto, es una palabra que ustedes no quieren oir: paciencia. Todos ustedes son impacientes, cada uno. Porque en algún nivel, pueden sentir lo que viene. El tren está llegando, tienen el boleto, han estado años esperándolo. Pueden oírlo, pero aún no está aquí. Entonces en este momento se retuercen las manos diciendo: "¡Vamos, vamos, vamos, vamos!" Quiero que tengan paciencia, porque está garantizado que van a subir al tren.

Y en ese proceso de paciencia, desaparecerá más estrés. Queridos, está todo relacionado con su pasaje a una energía que nunca antes vieron, ni sintieron, ni estuvieron en ella.

Yo soy Kryon, enamorado de la humanidad, por estas mismas razones. Ser un trabajador de luz es trabajo.

Y así es.

Kryon

Desgrabación y traducción: M. Cristina Cáffaro

www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...