17 de octubre de 2016

Marilyn Raffaele - El Grupo Arcturiano - Justicia-Conciencia Divina - 09-10-2016

L-121-1 20Clifton 20Gorge-Yellow 20Springs  20Oh



09-10-2016


Saludos queridos míos. Venimos en la Luz de un nuevo día y nos encontramos con ustedes en ese lugar.

No esperen que nada continúe como lo han conocido en el pasado. Esto se debe a que el mundo material con el que ustedes están familiarizados fue formado con la energía de unas creencias que ya no existen.
Muéstrense abiertos y abracen el cambio en vez de resistirlo, pues nada real se ha perdido y las ideas basadas en la verdad (la realidad) siempre reaparecerán en nuevas y más elevadas formas de expresión cuando sea necesario.
El Grupo Arcturiano desea hablarles de la justicia, que en realidad es una idea espiritual, una faceta de la Conciencia Divina, cuyos conceptos están cambiando ahora a una expresión más elevada.
En un mundo tridimensional – uno basado en la dualidad y la separación – comúnmente se piensa de la justicia como “ojo por ojo” y muchos sistemas de creencias religiosos enseñan este concepto usando la Biblia como su referencia.
A menudo se ignora que esta cita es del Viejo Testamento de la Biblia, escrito hace mucho tiempo para la conciencia no iluminada de esos tiempos.

Hay una verdad oculta en las muchas historias para quienes las leen con “ojos para ver y oídos para oír”, pero la mayoría las interpreta literalmente.
El concepto de “ojo por ojo” supuestamente debía ir más allá, cuando el Maestro Jesús enseñó: “vengo a traer;es un Nuevo Testamento”, pero la gente de ese tiempo, e inclusive ahora, no estaba lista todavía para aceptar esto.
La justicia es el equilibrio de la energía. Como hay solamente Una Energía, esa Energía siempre busca alinearse consigo misma (llegar a la Unidad) y es experimentada como la equidad / la justicia en un mundo que todavía no sabe sobre la Unidad y se manifiesta a menudo como lo que el mundo metafísico llama Karma, que es el balanceo de las energías, no el castigo o la revancha que muchos creen que es.
El Karma es el experimentar la energía formada y sostenida por un individuo a través de la ignorancia, y portada a lo largo de muchas vidas hasta que la persona esté lista espiritualmente para experimentar y aprender de sus creaciones.
El Karma ha sido una parte de la trayectoria de aprendizaje de todo ser — hasta la fecha.
El Karma se vuelve irrelevante una vez que ustedes han evolucionado más allá de ese estado de conciencia.
Dejen ir cualquier concepto sobre la retribución kármica que sigan sosteniendo porque ahora ustedes son capaces de despejar, balancear y resolver asuntos a un nivel más elevado, por medio de la conciencia lograda de la verdad.
El avanzar a un sentido más elevado de la justicia presenta frecuentemente un dilema a los estudiantes serios de la verdad tratando de “hacer lo que es correcto”.
En su fervor por estar abiertos y ser espirituales, y creyendo que están practicando un amor incondicional, a menudo acaban ignorando o “barriendo bajo el tapete” actividades que necesitan ser traídas a la luz para el bien de todos los involucrados.
La verdadera justicia significa ayudarse unos a otros de maneras con las que su estado de conciencia logrado se pueda relacionar (que pudiera ser cualquier cosa, desde la prisión, un periodo probatorio, o simplemente una buena reprimenda).
No funciona citar la Biblia ni hablar del valor innato de los derechos personales si la conciencia del individuo es incapaz de alinearse con ese enfoque.
La justicia es una actividad espiritual, una faceta de la vida diaria de todos y no se limita a la ley y los tribunales.
Los maestros, los padres, la familia y los amigos, todos experimentan oportunidades para practicar la justicia, desde los eventos más simples hasta los más profundos.
La justicia en el mundo actual para muchos sigue siendo una excusa aceptable para la revancha, el odio, el enojo, etc.
Sin embargo, la conciencia mundial se está abriendo rápidamente al entendimiento de que todos están conectados y que lo que ustedes hacen, ven y creen sobre otros es lo que hacen, creen y ven sobre sí mismos.
Por este motivo ustedes están siendo testigos de intensos intercambios entre el viejo sistema de creencias luchando por continuar en el poder y la nueva conciencia que valora todo dentro del Uno. Nunca teman pues uno con Dios es la mayoría.
La justicia es amor incondicional expresada conforme a la necesidad del individuo.
No puede haber una “unitalla” en el sentido más elevado de la justicia, y como seres evolucionando ustedes deben llegar a entender y aceptar la justicia de maneras que reflejen esto.
La justicia vista simplemente como un castigo refleja la dualidad y la separación, pero la justicia vista como una oportunidad para ayudar a otro a crecer más allá de su estado presente de conciencia refleja el nuevo estado más evolucionado.
Cuando ustedes observan el sufrimiento, la tentación es la de desear la revancha de quienes la han causado.
La creencia en la separación sigue siendo firme, habiendo sido parte del sistema de creencias de todos durante muchas vidas.
Cuando experimenten estas emociones negativas, no traten de alejarlas en un esfuerzo por enterrarlas, negarlas, resistirlas, sino simplemente reconózcanlas como una parte de quiénes son ustedes en este momento.
Sin juzgarse ni criticarse, examinen y empiecen a cambiar su sistema de creencias – “¿a cuáles creencias sobre otros me sigo aferrando? ¿son estas creencias verdad a luz de lo que yo sé ahora y profeso como verdad?”
Después de un honesto examen vayan simplemente por su día sin dar poder a ningún viejo concepto restante que él no tiene.
Repetimos, debemos enfatizar que ciertos individuos sí necesitan ser sacados de la sociedad y que pueden ser apropiadas ciertas acciones muy firmes y una acción amorosa para ellos.
El estado sin evolucionar de conciencia, uno que funciona plenamente en la energía tridimensional, simplemente no es capaz todavía de captar el concepto de la Unidad.
Se proporcionan soluciones a todo nivel de conciencia porque las soluciones son en realidad el sentido material de la integridad Divina.
Quienes están en posiciones de dispensar la justicia han logrado un estado de conciencia de la verdadera justicia, son capaces de reconocer (aunque a menudo no sean conscientes de ello) la verdadera esencia de cada persona que viene ante ellos, y luego son guiados intuitivamente a lo que el individuo requiere para su aprendizaje y crecimiento.
El castigo refleja entonces lo mejor y más apropiado, y fluirá con las energías más elevadas.
En estos momentos todo el sistema tridimensional de creencias está cambiando – se están dejando ir viejas ideas aceptándose nuevas, conocidas y practicadas desde perspectivas nunca antes consideradas.
Hay quienes son incapaces de aceptar un sentido más elevado de la justicia, y para ellos hay una confusión y conflicto pues no son capaces todavía de separar la justicia del castigo y la revancha.
La justicia, como todas las ideas Divinas, debe ser entendida en su sentido más elevado si un individuo ha de evolucionar espiritualmente.
El sentido más elevado de la justicia es uno que asiste a otro a aprender, a crecer, y a evolucionar a partir de sus acciones.
Involucra el crear situaciones en las que una persona puede empezar a abrir su corazón para amarse a sí misma, así como amar a los demás mediante métodos que no están basados en el odiarse a sí mismos sino en maneras que asistan a esa persona a ver el panorama mayor.
Un ejemplo de una simple idea que refleja un sentido más elevado de la justicia puede ser visto en las prisiones a las que llevan perros de refugios para que los prisioneros los cuiden y entrenen.
Para muchos de los prisioneros ésta es la primera vez que han experimentado jamás el amor incondicional.
Ellos deben primero experimentar y entender qué es el amor antes de que puedan empezar a vivirlo y practicarlo ellos mismos.
Este tipo de programa es un buen ejemplo de cómo fluyen las energías de la Luz de maneras prácticas, según lo que sea necesario, ayudando a cambiar a quienes son receptivos abriéndolos a la idea de que tal vez,
después de todo, ellos son adorables y pueden ser queridos.
La falta de amor propio y aceptancia es la raíz de casi todo el crimen y violencia.
Los individuos enseñados a creer que ellos son “menos que” o no son adorables, o quienes portan estas energías en su memoria celular se insolentan o descargan contra otros a su alrededor física, emocional y mentalmente en un esfuerzo por probar que ellos son merecedores de respeto.
Estos individuos pasan esta energía a sus hijos y esto continúa de generación en generación.
Hay quienes creen tener todas las respuestas correctas sobre Dios y la vida y que su deber es forzar estas creencias en otros… esto es simplemente otro intento de probar que son merecedores de respeto.
Como con todas las facetas de la vida en la Tierra, el amor es la única solución. . . no un concepto emocional y melodramático del amor, sino un amor incondicional que no es nada más que el darse cuenta conscientemente de la Divinidad como la esencia verdadera de cada ser viviente.
Continuamente practicada, esta esencia se vuelve gradualmente su estado logrado de conciencia, permitiéndoles reconocer la Luz dentro de cada persona – inclusive aquellos considerados como no merecedores del amor por su sociedad.
Voten por los jueces que han logrado una conciencia de misericordia y sostienen el espíritu de la ley versus lo literal de la ley.
Apoyen a quienes trabajan con la ley y hacen su trabajo con un corazón abierto, inclusive cuando es necesario usar la fuerza o ser firmes.
Traten de no condenar automáticamente a quienes trabajan para hacer del mundo un lugar más seguro para ustedes, poniendo a todos en la misma categoría debido a las acciones de unos pocos no despiertos.
Ésta es la nueva conciencia y es por lo que han trabajado tan duro. Hay quienes esperaban que las energías nuevas significaban que ellos podían reclinarse y disfrutar de la vida sin problemas ni chicos malos ni cambios, al tiempo que ellos manifestaban su sistema cómodo de creencias.
Ustedes han descubierto en vez de eso que ustedes se han vuelto los trabajadores, y son quienes con mayor frecuencia son señalados con un dedo por estar honrando los cambios que la mayoría no quiere tal vez.
Sigan siendo valientes y confíen en que ustedes están haciendo exactamente lo que vinieron aquí a hacer como seres evolucionados.
A medida que permiten cada día ser algo nuevo y fresco, dejan ir cualquier concepto de “debe ser”, empiezan rápidamente a tener experiencias totalmente nuevas y encontrarán pronto que están en paz, en gozo, en integridad, en abundancia a pesar de lo que esté sucediendo a su alrededor porque han logrado una conciencia que sabe que esas cosas son la realidad.

Somos el Grupo Arcturiano


Marilyn Raffaele

Source – http://www.onenessofall.com/newest.html
Donations are welcomed

Traductor : Gloria Mühlebach
WebSite : http://wp.me/p5RUdl-Jxt
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...